domingo, julio 01, 2012

Naturaleza.


Los árboles: André Louis Derain



A H I N C O

ELADIO ORTA



             SILENCIOLIDAD

escribo desde el silencio del silbido
                  mudo de los tordos
en la umbría de la higuera
mezclando los colores negros de las
                             plumas
con los de la piel del higo
manchones de sombras en la claridad
                             madura

escribo desde el silencio nervioso
                  del rabo cortado
de la lagartija
la lagartija atropellada
sigue su camino
el rabo tiembla
en el sueño de los niños

escribo desde el silencio ardiente
                  de las junqueras
al atardecer nos sentábamos
en la arena
a contemplar el resplandor
de los juncos al retirarse
la llama
nos íbamos a la cama
con los ojos del silencio en ascuas
cosas de criaturas


1 comentario:

Ann@ Genovés dijo...

Vida que fluye por las venas, aunque hayan pasado décadas. Son sentimientos que no se olvidan, sentimientos que nos acompañarán hasta el último adiós en esta tierra.

Hermosos versos, amigo Eladio. Todo un acierto por tu parte, Antonio. Un beso,

Ann@ Genovés