viernes, diciembre 24, 2010

SOLEDAD: Ivonne Sánchez Barea


Arturo Borra

Caídas

Cayó
el otoño
dentro. Nos fuimos
des-ga-jan-do
en cada suburbio.

No es que estuviéramos
arriba, no es que
alguna vez nos acariciara
algún halo redimido:
sólo nos tocó el fondo,
bajo sucio fondo de lo áspero
que frotó la cara
sin reparos.

No es que fuéramos de otra estatura:
sencillamente vivimos de rodillas,
y comimos lamiendo el suelo y estiramos
las manos y fuimos
mendicantes de una dicha triturada
y ladramos todos los días: buenas tardes,
mientras empujamos un atlas
al precipicio.

No es que nos apure la conciencia,
pero algún soplo infernal nos permitió
mirar la textura de esta caída encima:
nos vimos en la pira de los cuerpos,
en el aullido
que cava pozos para que sus verdugos
no lo escuchen.

Cayó el otro dentro: un montículo
de suficiencia improvisó el sepelio.
Y caí con ellos,
y no dejo de caer
cuando olvido la noche gélida,
y este perpetuo desabrigo
que nos cubre las espaldas
cuando vienen llegando los inviernos.

2 comentarios:

IVONNE DE CAXAR dijo...

Agradecida y honrada, Antonio, de estar acompañada por este POeta EN TU BLOG.
Parece que hacen matrimonio el poema y la pintura.
Gracias, mil gracias

IVONNE DE CAXAR dijo...

Agradecida y honrada de estar en tu Blog, Antonio.